Sede Medellín: Edificio
Torre Intermédica
Consultorio: 1603 / 1613 / 1512

Sede Llanogrande: Jardines Llanogrande Local 224/225

+57 3013494589
informacion@cuerpoymente.com.co

¡Estoy aquí para mi!

Cuando eliges una profesión en la que te dispones a servir a los demás, sin duda te preparas siempre lo mejor posible, con el fin de prestar una atención impecable, sin embargo, en ese camino, muchas veces empezamos a dejarnos de lado, perdiendo el foco y olvidándonos de nosotros mismos.

Si me preguntas por qué estudié medicina, creo que no tengo una respuesta clara, en mi familia no habían médicos, mis padres siempre me dieron la libertad de escoger lo que me hiciera feliz; sin embargo, por alguna razón en mi cabeza solo cabía la decisión de que quería ser médica, nunca había tenido ningún acercamiento a esta área, solo sentía que así debía de ser. En ocasiones pienso que trataba de huir a los números de una ingeniería o a las manualidades de un diseño o una arquitectura; sin embargo, no lo pensé mucho para tomar la decisión.

Disfrute muchísimo mi carrera, sin negar que también lloré, trasnoché, estudié durante largas jornadas sin descanso y me frustré, pero a pesar de todas las adversidades finalicé mis estudios, comprendiendo que debía prestar el mejor servicio a todas esas personas que llegarían a mi vida en busca de una solución. Rápidamente, me sumergí en una medicina diferente a la que había aprendido y es ahí cuando me formé en Bioreprogramación, sintiendo que el compromiso era mucho mayor, pues ahora escuchaba historias de vida, unas muy fuertes según mi percepción y otras no tanto, pero finalmente todas eran historias que habían marcado unos comportamientos y un estilo de vida.

Cada día disfrutaba más lo que hacía, aunque sin darme cuenta me sumergía en las historias de los demás; en ocasiones lograban afectarme bastante. Mi entrega por mis pacientes era tanta, que trabajaba durante largas jornadas olvidándome de mí, de mi bienestar, de mi descanso y de mi alimentación.

Puedo estar segura que mi historia se parece a la de muchos colegas, a la de muchos enfermeros, terapeutas y un montón de profesiones que dedican su vida al servicio de los demás, pero llegó el día en que comprendí que yo necesitaba estar bien para poder entregar bienestar, que yo necesitaba pensar en mí, para poder enseñar acerca del amor propio y fue en ese momento donde empecé a hacer un trabajo intenso en mí, en mi felicidad y en mi bienestar.

Profundicé mis procesos de sanación, retomé actividades que había dejado de lado por falta de tiempo, empecé a compartir más con esas personas que me alegran el corazón, en fin, hice una pausa donde reacomodé las prioridades y comprendí que estoy aquí para mí, que no es cuestión de egoísmo, es solo amor propio y cuando este amor se refuerza y crece, puedo estar en mejores condiciones para los demás.

Es por eso que hoy puedo decir con el corazón feliz y la mente tranquila que ESTOY AQUÍ PARA MI, ESTOY AQUÍ PARA TI. ¿Y tú para quién estás hoy?

Dra. Ana María Henao
Terapeuta en bioreprogramación
Médica Funcional e Integrativa
Socia cofundadora de Cuerpo&Mente Wellness Center

Compartir este artículo:

Contenidos relacionados:

Top
Abrir chat
1
¡Hola! ¿Quieres una cita con nuestros especialistas? En Cuerpo y Mente estamos para ayudarte. Haz clic aquí para comunicarte de inmediato.
Call Now Button